Un blog sobre la New Age (Nueva Era) y los esoterismos varios que hoy, como una epidemia que afecta al raciocinio y a la lógica, se expanden... Bienvenidos sean usted y Guillermo de Occam.

domingo, 29 de abril de 2007

Las hadas y las bobadas II

¿Quiere usted ver hadas?

Tiene varias opciones:

- alquilar o comprar alguna peli en la que aparezcan estas criaturas: Fotografiando hadas, Peter Pan, Cuento de hadas, La Cenicienta, La Bella Durmiente, etc.
- vestir a sus hijos, a sus primos o a sus vecinos de hadas (si se dejan)
- consumir frenéticamente cuanto estupefaciente tenga a su alcance (siempre con el teléfono de urgencias a mano o acompañado de facultativos con titulación)
- acudir a algún cursillo de algún canalizador especialista en hadas

Si hace esto último, tenga siempre en cuenta que las instrucciones para entrar en contacto con las hadas son ambiguas, confusas y de una variedad infinita:

- la noche de Halloween es especialmente adecuada (vaya usted a saber por qué)
- la zona de Gales e Irlanda es un lugar mágico por excelencia (es así porque es así)
- atraerlas será más fácil si se posee un enorme y encantador jardín
- los niños y adultos sensibles son más propensos a contactar (¿no es usted sensible?)
- los mejores días para poder verlas son los de luna llena, buscando en las grietas profundas de las piedras y en los agujeros cercanos al agua del mar o de un río (procure ir abrigado)
- se puede realizar una pócima con 21 pétalos metiéndolos en una olla cobriza cerrada (¡no se la beba!)
- se puede hacer un ramillete de prímulas y tocar una roca de las hadas con una de estas flores; se dice que tienen el don de volver visible lo invisible y, al hacerlo, se le abrirá la puerta hacia su país (si no encuentra una roca de las hadas es que no ha buscado bien)
- se puede recoger tomillo en alguna zona en la que se sepa que habitan y hacer una bebida con él (si no sabe en qué zona habitan lea Las hadas y las bobadas I)
- se puede poner jengibre y cebada en el jardín, ya que estos dos alimentos les encantan (como a las cabras)
- se puede practicar la magia natural
- se pueden hacer celebraciones rituales durante los cambios estacionales y en los momentos de la cosecha para reverenciar a los dioses
- se puede entrar en trance
- se puede poner una cascada o una fuente en el jardín
- se puede llevar aceite de rosas, que las atrae a pesar suyo
- se puede poner una música relajante, pues les encanta
- se puede si se ejercita la meditación
- las horas más adecuadas son la medianoche o en el amanecer, ya que ésas son horas mágicas en que los diferentes planos de conciencia se acercan (si usted ve que su conciencia no tiene planos puede adquirir algunos en el gabinete de arquitectura más cercano o consultar los de las Páginas Amarillas)

Si bien parece cosa sencilla, pues las recetas son variadas y asequibles, no confíe usted en que pueda verlas así como así. Si no las ve, aún haciendo todo lo que se estipula como necesario, no es porque no existan, es sólo que usted no está tan evolucionado o bien predispuesto como los que sí han conseguido verlas (seguro que encuentra quien jura haberlas visto). Es posible que no las vea si no tiene el alma pura o el corazón limpio. Es muy probable que no las vea si no confía en verlas (no sea desconfiado, hombre).

No es cuestión de señalar las más que notables contradicciones de lo dicho, pues aunque se pongan en evidencia no salta ningún fusible y, sorprendentemente, esotéricos y new-egeros siguen afirmando tanto la existencia de estas criaturas como la posibilidad cierta de contacto (siempre previo pago del cursillo o del manual, eso sí). Aquí lo realmente interesante es observar cómo personas que parecen mentalmente sanas afirman que hacen contacto con ellas o, cuando menos, no descartan esa posibilidad alentados por los testimonios de los que dicen haberlas visto y haberse beneficiado de sus poderes (no pida pruebas, éstas sólo son válidas para los que viven abrumados por su ego o cegados por vivir en su limitado mundo tridimensional). No faltan iniciativas comerciales que pretenden ofrecernos todo tipo de productos relacionados con ellas (perfumes, quemaperfumes, velas, tarots varios, colgantes, semillas, esencias, oráculos, manuales, etc.).

No obstante, ¿qué son las hadas en realidad?

Son criaturas mítico-literarias de muy diversas características y procedentes de diversos folclores. La mitología nórdica y la griega (ninfas y dríades de Homero y Ovidio) influyó en el concepto primigenio que los diversos folclores se formaron de las hadas. Andando el tiempo distintos pueblos europeos llegaron a poseer un cuerpo lleno y vivo de tradiciones propias. Inicialmente se atribuyeron a las hadas proporciones y cualidades humanas, pero las diminutas criaturas creadas por Shakespeare para El sueño de una noche de Verano determinaron poderosamente las concepciones posteriores de los poetas ingleses y de la literatura universal y han quedado como el arquetipo y modelo de lo que ha de ser un hada. Se las ha hecho protagonistas de historias y cuentos, especialmente infantiles. Muchas de estas historias han pasado a la tradición literaria gracias a esfuerzos de recopilación como el llevado a cabo por los hermanos Grimm en el s. XIX.

En la cultura popular ha quedado la expresión cuento de hadas como la situación en la que alguien cumple sus sueños o es plenamente feliz.

¿Existen, pues?

Pues tienen la misma y maravillosa existencia de Don Quijote o de la Cenicienta (seguro que algún new-egero ya ha tenido un contacto real hipermegasutil interdimensional con Don Alonso Quijano a través de algún trance energético), criaturas maravillosas, pero del mundo de la literatura, la fantasía y la imaginación.

Pruebe usted a decirle todo esto a un new-egero y le responderá que usted no lo ha experimentado y por lo tanto no sabe nada de nada; le replicará que debe abrir su mente (o renunciar a ella) y dejarse llevar por la intuición del corazón, que tiene almacenada no se sabe cómo toda la sabiduría...

No obstante, si desea un encuentro real y maravilloso con verdaderas hadas, puede acceder a la obra de Shakespeare en este enlace:

http://www.archivospc.com/programas/archivos/El%20sueño%20de%20una%20noche%20de%20verano%20-%20William%20Shakespeare.php


Que lo disfrute.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Estimado Bulturido... estoy teniendo una reyerta en www.portaldimensional.com. Lo he leído y vi que seguimos sendas parecidas por no decir IGUALES.

Gustaría contactarlo para intercambiar un par de datos y poder así corroborar ciertas cosas que tengo como fiable data.

Espero contactarlo prontamente.

Lo saluda: RBTHR ú Orbathor (Ambos nicks, un grano en el culo para todos éstos "espiritualoides" que se esconden de su fetichismo NAZI)

Sin más.

P.S.: spectravideo728@hotmail.com

Neolaya dijo...

Gracias bulturido, siempre he querido ver unhada y has resumido de una manera estupneda como hacerlo, eres un amor de ser...me encanta haberte encontrado en mi camino. Todas las bendiciones del mundo para ti. besos :)